La conciencia es una anomalía, un parásito plagado de contradicciones paranoicas que dictan las acciones del individuo en el nombre de falsas verdades y que por lo tanto hay que eliminarla...