Durante los últimos cinco meses todas y todos en el mundo hemos estado en un estado de "crisis" permanente. Nuestra Fe, nuestra Paciencia, y nuestra Esperanza se han puesto a prueba, y seguramente mucha gente se está preguntando: ¿Dónde quedó Dios?