Dos poemas de Luis Pérez Sabido

El valor de la trova

El Golfo y el Caribe han encontrado
en la rítmica voz de sus troveros
un medio para darle al mundo entero
las muestras de su amor multiplicado.
 
Con Sindo, Villalón y Matamoros
o Guty,Palmerin, Pepe y Cervera,
la trova nos ofrece un gran tesoro
en patrias de Martí y Peón Contreras.

La Habana, Cuba, 23 de agosto de 2022.

Ni envidia ni rencor

No me flagela la envidia
ni me atormenta el rencor
porque he encausado mi vida
por la senda florecida
con un trabajo creador.
 
Desde niño me ilumina
la faz de un radiante sol
con luz que nunca declina,
que me acunó en Carolina
y me da su resplandor.
 
Y así seguiré en la senda
que me ha señalado Dios,
sin rendirme en la contienda
y llevando como ofrenda
un caudal de inspiración.
 

Mérida. Yucatán, 10 de septiembre de 2022

Luis Pérez Sabido
Nació en Mocochá, Yucatán, enero 7 de 1940. Poeta e investigador. Estudió en la Universidad de Yucatán y en la Escuela de Teatro del INBA. En 1965 inició las serenatas del parque de Santa Lucía. Ha sido director de Cultura del Estado y del Ayuntamiento; del Museo de la Canción Yucateca, A.C y de los teatros Peón Contreras y Daniel Ayala. Ha publicado 15 libros de investigación, teatro y poesía. A la fecha ha escrito, con letra y música propias, Injusta lejanía, Amor en la sombra, Llavecita de amor, Encuentro, Todo era mentira y Junio. Es autor de la letra de Yo sé que volverás, con música de Armando Manzanero; con Ricardo Duarte Esquivel; Así nos gusta ser, Quien eres, Tu sonrisa y tu mirada y Serenata meridana, con Víctor Esquivel; Dos palmas cubanas, El son de tu mirada, A veces, Nací con el bolero y Cómo sangre y herida con Ligia Cámara con quien ganó el segundo premio del Festival Juan Acereto en el año 2000. Sus versos han sido musicalizados por: Luis Felipe Castillo, César Marrufo, Maru Boeta, William Dawson, Emilio Bueno, Roberto Cárdenas, Enrique Cáceres, Jorge Buenfil, Ricardo Vega, Ignacio Rosel y Alfonso Castillo. En 1981 recibió la Medalla Guty Cárdenas; en 1984, La Medalla Fundación de Mérida; en 1988 la Medalla del Museo de la Canción Yucateca; en 1994, La Medalla Yucatán, y en 1999, la Medalla al Mérito Artístico. Es presidente de la Sociedad Artística Ricardo Palmerín, director del Centro Regional de Investigación, Documentación y Difusión Musical Gerónimo Baqueiro Fóster, coordinador de Programación en el Museo de la Música de Yucatán y recipiendario del Premio Miguel Matamoros de la UNEAC, 2022.