En México se hacen algunos proyectos, algunas películas, documentales y series. Dentro de ese contexto, donde no hay realmente una industria del cine sino intento de hacer cosas y tribus por todos lados tratando de generar producción, donde el documental es el más castigado.

Un extraordinario ser humano y poeta. Nuestra relación se construyó de una manera mágica y nostálgica a través de la correspondencia por email. Con las nuevas tecnologías, la computadora y el correo electrónico sustituyeron a la pluma o la máquina de escribir y el correo tradicional.

El cine documental, consigue retratar al ser humano en todas sus tesituras, todas sus facetas de una manera muy honesta, creo que en este sentido no hay comparación, además logra hacer dos funciones: es una ventana, puede ver el mundo hacia afuera y es también reconocer el mundo, verlo hacia afuera, explorar, examinar, entender el universo: las culturas, otras idiosincrasias, otros códigos sociales, al mismo tiempo se convierte en un espejo.