Lo que estamos viviendo más que una pandemia, se trata de una Sindemia (convergencia de varias crisis), partiendo de que ya estábamos en un mundo desigual y por tanto, la pandemia ha tocado a todos y todas,

Soy hija del mundo y huérfana de la pandemia.

Los efectos devastadores de la pandemia siguen su curso y la presencia de la variante Ómicron incrementa el riesgo de un nuevo colapso económico; un escenario que ya hemos vivido.

“¡Las cubanas son santas! Nos salvaron del bicho, mientras hacían todo en casa". “Las mujeres nos controlan incluso en nuestros trabajos. ¿Qué más quieren? "

a vigilancia global de la pandemia que parecía a verse adormecido tras los victoriosos discursos de mandatarios y empresarios, la realidad es que la afectación sigue y no se avizora realmente un cambio sustancial para el primer semestre de 2022.

Jorge Aizenman Stern, director en Arquitectura y Desarrollo Sustentable SC, nos comparte sus cavilaciones en tres lecciones de pandemia

Estamos llegando a la mitad del tercer trimestre de este 2021, en el que ya podemos concluir, y con mucha razón, que nuestra forma de convivencia social tal como la conocimos ha cambiado.

Sabemos que el Covid-19 confinó aún más al ciborg. Pero, aunque confinar por definición es contrario al territorio, a pesar de que el miedo al contagio y el deseo de la inmunidad contraen al cuerpo y lo imposibilitan para hacer comunidad… la tecnología también se expresa como una oportunidad.